Yolanda Vaccaro: Ollanta Humala con los Reyes Felipe y Letizia

YOLANDA VACCARO HUMALA REY ESPAÑA

Artículo en El Comercio

El Rey de España destaca la inclusión social que se promueve en Perú

Humala fue recibido por el monarca con el boato propio de las visitas de Estado en España. Vaticinó que con el gobierno resultante de las elecciones de 2016 permanecerán “inalterables” los “principios rectores” de la actual administración

Hoy firmará con Rajoy acuerdos bilaterales de educación, seguridad y lucha contra la delincuencia

YOLANDA VACCARO
Corresponsal

“Sabemos bien que la inclusión social es un objetivo prioritario de vuestro gobierno y valoramos los esfuerzos que, a tal efecto, se vienen realizando para mejorar políticas públicas tan importantes como la educativa o la sanitaria”. Con estas palabras el rey Felipe VI se dirigió al Presidente del Perú, Ollanta Humala, en la cena de gala que ofrecieron los reyes de España al presidente peruano con motivo de la visita de Estado que ayer y hoy cumple Humala en Madrid. Una cena de boato en Palacio Real en la que los caballeros iban de frac o de uniforme militar de gala y las señoras de vestido largo de lujo.
Además de resaltar que España sigue siendo el primer inversor en Perú, el monarca destacó que ambos países colaboran en “ámbitos muy necesarios y sensibles como son la sanidad, la seguridad o la defensa”. Felipe VI no escatimó elogios al hablar de las “excelentes” relaciones bilaterales y parafraseó al escritor peruano Julio Ramón Ribeyro: “Un amigo es alguien que conoce la canción de tu corazón y la canta siempre para que no se olvide la letra”.
El presidente peruano agradeció la cooperación al desarrollo que España otorga al Perú y que el Gobierno Español haya propuesto e impulse que se elimine la exigencia de visado para los peruanos en el territorio Schengen. Asimismo, aludiendo a las elecciones previstas para 2016, vaticinó que habrá continuidad: “El próximo año habrá un nuevo gobierno democrático en el Perú pero los principios rectores que conducen nuestras líneas permanecerán inalterables” con “crecimiento, desarrollo e inclusión social”.
En la primera jornada de su visita de Estado Humala se reunió con empresarios y, acompañado por su esposa, almorzó y cenó con los reyes Felipe y Letizia. Está acompañado por el presidente del Consejo de Ministros, Pedro Cateriano, y por las ministras de Relaciones Exteriores, Ana María Sánchez, y de Comercio Exterior y Turismo, Magali Silva.
Hoy se reunirá con su homólogo español, Mariano Rajoy, para firmar una Declaración Conjunta sobre las prioridades de la relación bilateral conjuntamente con siete instrumentos sectoriales acuerdos en educación, seguridad y lucha contra la delincuencia.

Políticos, empresarios, escritores y cantantes

A la cena de gala que ofrecieron los reyes de España a Ollanta Humala y Nadine Heredia en el Palacio Real asistieron la Vicepresidenta de España, Soraya Sánchez, así como otros políticos y empresarios españoles y peruanos, los ministros que acompañan a Humala, los escritores peruanos Fernando Iwasaki y Santiago Roncagliolo y los cantantes Raphael (España) y Tania Libertad (Perú).

Yolanda Vaccaro: Un año de reinado Felipe VI

YOLANDA VACCARO FELIPE VI UN AÑO REINADO

Un año de reinado de Felipe VI en El Comercio

Aniversario agridulce

Felipe VI cumple un año de reinado con una mejor imagen de la monarquía pero con los nubarrones en el horizonte del proceso judicial de su hermana Cristina y del republicanismo de Podemos

YOLANDA VACCARO
Corresponsal

MADRID.

El 19 de junio de 2014 Felipe VI era coronado. Hacía 17 días su padre, Juan Carlos I, había anunciado su abdicación tras cuatro décadas de reinado. Más de dos años viviendo en el ojo del huracán habían destrozado la imagen del rey Juan Carlos. Se sucedían sus supuestos devaneos amorosos, sus cuestionables safaris en África en medio de la mayor crisis económica de la democracia española y, sobre todo, el escándalo de corrupción que envuelve a la infanta Cristina. Era necesario un hecho contundente para aflojar la enorme presión que estrujaba a la monarquía, institución que durante años había sido la más valorada en el país. Un año después el rey Felipe ha logrado levantar la imagen de la institución con acciones como la de imprimir transparencia en las cuentas de la Casa Real. Según el Centro de Investigaciones Sociológicas el 57,4% de los españoles valora positivamente la labor realizada por Felipe VI. Pero antes de fin de año su hermana Cristina será procesada judicialmente por su supuesta implicación en la presunta malversación de más de seis millones de euros achacada a su esposo, Iñaki Urdangarín. Pocos dudan de que esta espada de Damocles seguirá desgastando a la corona a pesar de los esfuerzos del nuevo monarca. El afianzamiento de Podemos, partido político republicano sin matices, es la guinda de un pastel de celebración agridulce.

El frente judicial

“Una monarquía renovada para un tiempo nuevo”. Estas palabras fueron parte esencial del discurso que Felipe VI pronunció al inaugurar su reinado. En este año el rey ha hecho públicas las cuentas de la Casa Real y se ha impuesto que los miembros de la familia real no ejerzan trabajos remunerados ni realicen tratos económicos comerciales en virtud de su real pertenencia. Su gesto más llamativo en este contexto tuvo lugar hace pocos días, cuando el rey anunció que despojaba a la infanta Cristina de su título nobiliario de duquesa, el último capítulo del distanciamiento de Cristina que Felipe y la reina Letizia emprendieron en su afán por desligar a la Corona del escándalo de corrupción. El hecho de que Cristina intentara contradecir a su hermano asegurando que era ella la que había renunciado al ducado ha reforzado la idea de que el rey ha roto realmente con su hermana pues inmediatamente la Casa Real ratificó que no hubo renuncia sino despojo.

Esta ruptura parece ser el único medio que le queda al rey para tratar de alejarse del escándalo judicial que se avecina. El fiscal ha pedido 19 años y medio de cárcel para Urdangarín mientras que Cristina se enfrenta a acusaciones que acarrean hasta seis años de prisión. Está por ver si la opinión pública da por bueno el distanciamiento o si prevalece la idea de que la infanta y Urdangarín cometieron malversación precisamente por ser miembros de la familia real.

El nubarrón republicano de Podemos

El horizonte también está empañado por el declarado republicanismo de Podemos.
En un reportaje de Televisión Española –canal de titularidad pública- realizado con motivo de este primer año de reinado, el rey fue alabado por todos los líderes políticos, incluido Albert Rivera, máximo dirigente de Ciudadanos, partido emergente de centro derecha. Todos menos Pablo Iglesias, el líder del emergente izquierdista Podemos. “Es razonable que todas las instituciones que representan poderes del Estado sean elegidas democráticamente”, señaló Iglesias. Añadió que la ley debe ser “igual para todos”. “La corrupción preocupa mucho a los ciudadanos. Los problemas que ha habido en los últimos años con el nombre del rey utilizado para hacer negocios de dudosa legalidad es algo que afecta mucho a la democracia y esto no se soluciona añadiendo adjetivos de modernidad o control a este tipo de instituciones”, sentenció. El rey ha dicho que no dará audiencia a Iglesias hasta que hayan pasado las elecciones generales, que deben celebrarse antes de fin de año.
En un acto celebrado hace unos meses en Bruselas, donde Iglesias ejerce como eurodiputado, el líder de Podemos regaló a Felipe VI los DVDs de las cuatro primera temporadas de la serie “Juego de tronos” donde, como saben los seguidores de la saga, la muerte violenta es un hecho para sendos reyes y cortesanos.

Cifras

77,7 millones de euros forman el presupuesto anual de la Casa Real, un 12,6% menos que antes de que estallara la crisis, en 2011. El rey distribuye este presupuesto libremente según la Constitución.

188 actos oficiales y 17 viajes al extranjero han realizado los reyes Felipe y Letizia en su primer año de reinado.

Vinculada:

El rey distante

En el cóctel posterior a un reciente acto presidido por el rey Felipe VI en el que se entregaron premios a periodistas latinoamericanos, algunos de estos pidieron al monarca que posara para una foto con ellos. Felipe VI respondió con gesto de fastidio diciendo que ya se habían tomado muchas fotos, si bien finalmente accedió a la petición.
Esta es una de las muchas anécdotas que se cuentan el carácter diametralmente opuesto de Felipe respecto del talante de su padre, conocido este último por su trato cercano y campechano, algo que le granjeó la simpatía incluso de muchos republicanos.

Yolanda Vaccaro: Felipe VI ya es Rey de España

FELIPE Y LETIZIA BALCÓN

Artículo en El Comercio

Felipe VI ya es Rey de España

El Rey Juan Carlos abdica

Felipe VI dice encarnar una monarquía renovada para un tiempo nuevo
El rey de España anunció que la prioridad del Estado la tienen los jóvenes sin empleo. Su primera reunión será con víctimas del terrorismo.
Por: Yolanda Vaccaro. Corresponsal en Madrid

“En esta España unida y diversa cabemos todos; caben todos los sentimientos y sensibilidades, caben las distintas formas de sentirse español”. Subrayando estas palabras el rey Felipe VI pronunció su primer discurso ante las Cortes tras ser proclamado sucesor de su padre, Juan Carlos de Borbón.

Sus palabras recalcaron lo que los monárquicos y los llamados “juancarlistas” atribuyen como principal valor a la Corona: su capacidad de unir a los españoles de diferentes regiones. Por eso, tras su juramentación y en una alocución de 25 minutos, el nuevo rey se comprometió a trabajar por la recuperación en un país que lleva cuatro años bordeando el 30% de desempleo y también dijo que buscaría una monarquía cercana a los ciudadanos, honesta y transparente.

Antes de la sesión del juramento y proclamación, Juan Carlos impuso a su hijo en el Palacio de la Zarzuela el fajín que lo acredita como capitán general de las Fuerzas Armadas.

Posteriormente, Felipe VI se dirigió al Congreso, donde el presidente del Legislativo, Jesús Posada, le tomó juramento. “Encarno una monarquía renovada para un tiempo nuevo”, dijo el soberano de 46 años, levantando los aplausos de los más de 700 asistentes. Entre ellos, la gran mayoría de los diputados y senadores, con excepción de los 29 diputados de izquierda y del separatismo catalán y vasco que rechazan la monarquía.

Como se recuerda, en las últimas elecciones del Parlamento Europeo del 25 de mayo, el gobernante Partido Popular y el Partido Socialista se hundieron estrepitosamente. Apenas lograron en conjunto 30 de los 54 escaños que le tocan a España. Su peor resultado histórico. En cambio, nuevas fuerzas de izquierda que se declaran republicanas, captaron los 24 escaños restantes.

Apenas unos días después de estos comicios, el rey Juan Carlos abdicó el trono y estos partidos abanderaron el reclamo de un referéndum apostando por la república.

Felipe VI se dirigió precisamente a aquellas personas indignadas por la crisis política y económica del país: “Tenemos el deber moral de trabajar para revertir esta situación y ofrecer protección a las personas y familias más vulnerables”. Añadió que los jóvenes, los más afectados por el desempleo, son la “prioridad de la sociedad y del Estado”.

Tras la correspondiente ovación, el rey y la nueva reina, Letizia, se dieron un baño de multitudes a bordo de un Rolls Royce descubierto.

Felipe VI, de pie, saludó a los miles de congregados a lo largo de las calles que unen el Congreso con el Palacio de Oriente. Ya en el Palacio Real, Felipe, Letizia y sus hijas, la ya princesa de Asturias, doña Leonor, y la infanta Sofía, salieron al balcón para saludar a miles de personas que repetían consignas como: “¡España unida jamás será vencida!”.

Inmediatamente después se supo que el primer acto oficial de los reyes será una reunión con representantes de las asociaciones de víctimas del terrorismo mañana sábado. Comienza así una agenda intensa. Al parecer, el Vaticano será el primer Estado que visiten los reyes, quienes también iniciarán una gira, que sin conocerse aún las fechas y todos los destinos, los llevaría primero a Marruecos y luego a Portugal y Francia.

Felipe VI quiere ganarse a los republicanos

“Quiere ganarse a los republicanos”
Entrevista a José María Calleja. Historiador, periodista y catedrático de la Universidad Carlos III de Madrid
Por: Yolanda Vaccaro. Corresponsal en Madrid

Claramente en su discurso, Felipe VI habla de una nueva etapa. Quiere ser el rey de una nueva generación de jóvenes y de una España plural, y por eso se ha despedido en castellano, euskera, catalán y gallego. La forma con la que ha juramentado también habla de esta nueva imagen que quiere dar, ya que no lo ha hecho ante un crucifijo ni ante símbolo religioso alguno. Quiere atraer a todos.

¿Lo logrará con los indignados y los republicanos?
Ese es su afán. Cuando era el príncipe Felipe solía decir que el rey Juan Carlos se legitimó sofocando el intento de golpe de Estado del 23 de febrero de 1981 y que él no contaba con un hecho semejante. Lo que ha dicho ayer está dirigido a la gente joven que, como él, no votó la actual Constitución, y a todos los que ahora ya no votan por el bipartidismo. Con los republicanos su situación es muy compleja pero también quisieran ganárselos de alguna forma.

Los gestos de la nueva reina con sus hijas, besándolas, tocándolas, los gestos de todos abrazándose son una forma de decirles a todos que la monarquía, en medio de todo su boato, no quiere ser algo encorsetado. Quieren dar el mensaje: “somos más normales”.

También se ha referido a la corrupción y todos hemos pensado en el escándalo de Iñaki Urdangarin…
Una de las cosas por las que el rey Juan Carlos ha abdicado es la corrupción a cargo de su familia, de su yerno Iñaki y, quién sabe, de su hija Cristina. A la gente machacada por el paro, los desahucios de viviendas, la gente que se está teniendo que ir de España por la crisis económica les quieren decir : “Nosotros no vamos a meter la mano en la caja, no vamos a robar”.

“España no es una nación”
La tensión sigue al rojo vivo en España desde que el presidente del gobierno regional catalán, Artur Mas, anunciara un referéndum de autodeterminación para el 9 de noviembre, que el Gobierno Español pretende impedir por considerarlo anticonstitucional.

Frío y distante, Mas apenas aplaudió a Felipe VI cuando cerró su discurso dando las gracias en castellano, catalán, euskera y gallego. “No dijo nada nuevo”, fue su principal queja tras abandonar el Congreso. “Me hubiera gustado escuchar que estamos en un Estado plurinacional”, señaló en una rueda de prensa y luego añadió: “España no es una nación, es un Estado que tiene naciones”.

Yolanda Vaccaro: Rey Juan Carlos, 40 años nombrado por orden de Franco

http://www.elcomercio.com.pe/impresa/notas/rey-orden-franco/20090726/318967

Yolanda Vaccaro: Rey Juan Carlos, 40 años nombrado por orden de Franco